Acude el presidente municipal Antonio Villalobos al Mercado Adolfo López Mateos

El presidente municipal de Cuernavaca, Antonio Villalobos Adán acudió esta tarde a dialogar con las fuerzas vivas del mercado “Adolfo López Mateos” (ALM) con quienes acordó que el ALM no se cierra, pero es necesario implementar un cerco sanitario que les permita seguir operando, pero al tiempo, preservar la salud y la vida.

Indicó que deberá de regularse la venta en la nave principal y distribuir a estibadores y canasteros para que saquen las mercancías a los puntos donde se entregaran a los clientes, respetando la sana distancia, el servicio a domicilio, así como circuitos de entrada y salida para la menor cantidad de personas, cumpliendo como en otros establecimientos, con no llevar niños y que acuda una persona por familia.

El alcalde se comprometió a llevar al seno del Comité Municipal de Contingencia COVID-19 (CMCC19) las inquietudes, solicitudes y propuestas que recibió por parte de diversos grupos, organizaciones, giros, expendedores, e intermediarios, para conciliar un esquema de trabajo que cumpla la normatividad que exige la Fase Tres de la Contingencia por Coronavirus, pero también las necesidades económicas y de subsistencia de los comerciantes y sus familias.
Coincidió en que la cadena de abasto no debe interrumpirse, ni tampoco se vulnere aún más la precaria situación económica de quienes ahí tienen su forma de manutención.

Los mercaderes solicitaron un esquema de entrega de cubre bocas y gel sanitizante en los accesos, que están conscientes deben contar con un filtro en cuanto al flujo de compradores. “El gobierno del estado emitió un comunicado donde no toman en cuenta a las autoridades municipales, pero yo no puedo dar ningún paso sin platicar con ustedes, y saber sus necesidades”, recalcó Villalobos.

Ante diversos grupos de comerciantes, representados por Plutarco Navarro Gómez, Manuel Ramírez, Fulgencio Malpica y Emilio Rosas entre otros líderes, el edil dialogó de frente y escuchó de primera mano a quienes le expusieron quejas o peticiones, lo mismo en pasillos que en el andén principal, de los que laboran en el circuito de “El Circo”, de los introductores, del “Cri-Cri” o del Puente del Dragón, lo mismo que en el auditorio de dicho mercado, el más grande de la entidad.

Ahí, Antonio Villalobos señaló que una de las prioridades es conformar un cerco sanitario y de seguridad en el ALM, pues luego de la detección de 4 casos de coronavirus dentro de dicha central de abastos, lo que se busca es que los locatarios, estibadores, proveedores y clientes estén protegidos, y prevenir contagios de comerciantes y compradores.

“Las decisiones que tomamos como autoridad, no son ocurrencias del presidente municipal; están fundamentadas en el derecho de la vida, y en la preservación de la salud, pero también en la búsqueda de apoyarlos con el suministro de despensas, pues de las 25 mil que se entregarán de forma transparente a partir del mes de mayo, un número importante se destinará para las familias del mercado”, se comprometió el alcalde.

“Hoy como titular del poder ejecutivo municipal, me toca ejecutar las reglas y medidas que marca el equipo técnico asesor conformado por investigadores, expertos y científicos que conforman el Comité de Contingencia Municipal, y al mismo tiempo, lo que disponen las autoridades sanitarias del gobierno federal”, precisó Villalobos Adán.

Ante el administrador del mercado Cristian Saldaña Gómez y el Subsecretario de Protección Civil, Gonzalo Barquin Granados, Antonio Villalobos hizo un llamado a la unidad de locatarios, ambulantes y sus familias.
#TúMeCuidasYoTeCuido
#QuédateEnCasa

Deja un comentario