Migrantes LGBTI y con VIH denuncian discriminación en la frontera sur de México

Activistas de Una Mano Amiga en la Lucha Contra el Sida (UMA) y migrantes de la comunidad LGBTI denunciaron que durante su estancia en la frontera sur de México afrontan la violenciaestigmadiscriminación y acoso de ciudadanos y autoridades mexicanas.

El presidente de UMA, Rossemberg López Samayoa, aseguró a EFE que los migrantes vienen en situación de vulnerabilidad, además de que no tienen confianza de decir si viven con VIH porque algunos sufren rechazo en el acceso a servicios por el solo hecho de padecer alguna enfermedad.

Ulises Bonilla, un migrante de El Salvador que trabaja en un bar en el centro de Tapachula, en la frontera de México con Guatemala, afirmó que él y otras personas del colectivo LGBTI afrontan homofobia y peligros como violaciones y secuestro.

Aún así, han conseguido atención médica en organizaciones no gubernamentales.

“(Conseguir) trabajo nos cuesta más. Si no tenemos una visa o residencia, no podemos trabajar, solo un programa que nos esté orientando para salir adelante, de lo contrario somos cesados por las empresas o nos rechazan”, comentó.

López Samayoa recordó que el año pasado atendieron a cerca de 4 mil 600 personas y de ese porcentaje el 54 por ciento fue población LGBTI.

Deja un comentario

%d