Sin resolver fuga de agua y socavón en la colonia lomas del Tzonpantle

A más de 10 años de haber emitido una denuncia al Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (SAPAC) y a la dirección de Obras Públicas del ayuntamiento capitalino sobre la presencia de una fuga de agua y un socavón sobre la privada Oyamel de la colonia Tzonpantle, autoridades acudieron a ejercer una revisión para la pronta solución a la problemática.

En el lugar Claudia Guzmán vecina de dicha colonia mencionó que los daños cuentan con antecedentes desde el 2006, de las cuales no se encontró respuesta por los diferentes gobiernos que encabezaron al municipio de Cuernavaca, hasta este martes que personal de obras públicas de la municipalidad acudió para revisar el estado de la estructura.

La inconforme anunció que debido a la fuga de agua alrededor de 15 familias no cuentan con el vital líquido desde hace una semana, impidiéndoles realizar las actividades como el lavado de ropa, limpieza general del hogar e higiene.

Con ello señaló que las autoridades competentes como el SAPAC acudieron el pasado domingo para dar revisión al lugar, fue por medio de una apertura en el concreto que los trabajadores del sistema trataron de revisar el problema, no percatándose de la fuga señalaron que la responsable de la rehabilitación sería la dirección de Obras Públicas del ayuntamiento, y sin dar respuesta a la fuga dejaron el hueco lo cual no permite a los habitantes ingresar con sus vehículos.

“Levantaron la calle e hicieron el hueco para revisar la fuga y pues nada mas dejaron el orificio enorme y no se puede pasar con los vehículos en la zona y la solución de que no tenemos agua seguimos igual” expresó.

Ante esto el Ing. Ángel Salgado Fernández encargado del departamento de remozamiento de la Dirección de Infraestructura Urbana mediante una revisión informó que el socavón es provocado por una fuga de agua que no fue detectada por el SAPAC, lo cual con el paso de los años y las fuertes descargas de agua han provocado un deslave por debajo de la vialidad, creando un socavón de siete metros de profundidad por cinco de largo.

“Es un pequeño socavón que se ha provocado por una parte de daño de lo que es la red de drenaje que tiene una pequeña fisura o líquido de drenaje a lo que ha llegado a colapsarse y llevarse arena, ha sido la primera parte de la problemática” explicó.

Finalmente añadió que para iniciar los trabajos de re nivelación, se tendrá primero que reparar la fuga del drenaje y el daño de las tomas de agua, por lo que se ejercerá una mesa de trabajo para dar pronta solución a los daños, puesto que los habitantes temen la pérdida de la vialidad para el acceso a sus hogares.

Deja un comentario