Equidad de género, realidad que transforma a Morelos

La equidad de género en el Gobierno del Estado de Morelos es una realidad: el 47.05 por ciento del gabinete legal está integrado por mujeres.

La información, disponible de forma transparente en el portal del Poder Ejecutivo, ha sido constatada por investigaciones periodísticas como la recientemente difundida por La Nación 321.

La referencia a Morelos, como una entidad promotora de la equidad, es un reflejo de las políticas públicas de vanguardia implementadas por la actual administración que impulsan el desarrollo integral de todas las mujeres, y que buscan empoderarlas para transformar a la sociedad de forma positiva.

La Nación 321 señala que en promedio las entidades mexicanas cuentan con un nivel muy bajo de equidad, si se trata de mujeres en puestos de primer nivel en los gobiernos estatales.

Sin embargo, cita a Morelos como el segundo estado con mayor equidad, ya que ocho de 17 secretarías están encabezadas por mujeres, lo que implica un 47.05 por ciento (en vez del 42.8 por ciento publicado); sólo por debajo de Chihuahua con el 50 por ciento, en donde ocho de 16 secretarías son para mujeres; Quintana Roo, con el 37.5 por ciento; Michoacán, 33.3 por ciento; Coahuila, 30 por ciento; Tamaulipas, 27.7 por ciento.

En contraste con las entidades con menor equidad como Yucatán, donde las mujeres no están incluidas en ningún espacio; Chiapas, 4.7 por ciento; Guanajuato, 6.2 por ciento, Querétaro, nueve por ciento y Oaxaca, 11.1 por ciento.

Lo anterior confirma que en Morelos la participación femenina es clave en la toma de decisiones a favor de los morelenses en rubros vitales como lo son: Salud, Educación, Desarrollo Social, Innovación Ciencia y Tecnología, Obras Públicas, Contraloría, Cultura, Turismo; puestos públicos que han sido obtenidos por sus titulares con su capacidad y liderazgo.

Además, demuestra el resultado que juntos, sociedad y gobierno, han logrado en la construcción de una sociedad de derechos, y en la que las mujeres son motor de desarrollo.

 

Deja un comentario