Transparencia en el manejo del órgano para familias damnificadas: Beltrán Toto 

«Ni empresas amigas, ni contaminación política», prometió, Sergio Arturo Beltrán Toto, como secretario técnico del órgano desconcentrado «Unidos por Morelos» que manejara de inicio una bolsa de 300 millones de pesos a favor de los damnificados del sismo. Sera por medio de un fideicomiso como se habrán de autorizar los apoyos a los afectados con la asesoría de colegios; lamentó que en su contra se haya desatado una andanada de críticas cuando por obras donde participó como el «Coruco Díaz», el C-5, la Plaza de Armas a pesar de las auditorias no se ha encontrado nada irregular.

Luego de las criticas que acarrearon su designación, aseveró que desconoce de donde vengan, pero su labor seguirá siendo institucional, «el organismo va a funcionar exclusivamente para llegar a todas las familias de Morelos por el sismo, ya estamos haciendo un censo, paralelo al que lleva a cabo la SEDATU, y la intención es llegar a los afectados y que vuelvan a tener un hogar». De entrada subrayó, el órgano no tendrá ni tiene algún tinte político.


Beltrán Toto, ante la cercanía del proceso electoral, sostuvo que los fondos no tendrán signo de partido, religioso ni político, «hoy es por el estado y la ciudadanía; la gente que realmente me conoce sabe de mi trayectoria y mi trabajo, hoy importan más los morelenses».


Para transparentar su labor, anticipó que para la reconstrucción no habrá empresas, ni amigos tampoco compadrazgos, incluso se fomentará el autoempleo. 


Deja un comentario